Bolivia está convulsa con las movilizaciones sociales que se dan en todo el país, especialmente con el paro cívico, ciudadano de Santa Cruz, contundente que paralizó la ciudad de 2 millones de habitantes y todo el departamento.

A falta de ponerse de acuerdo en los espacios institucionales, la controversia y el conflicto pasó a la calle. El motivo de la discordia y enfrentamiento social lo ocasiona el Código Penal rechazado por la ciudadanía que pide su abrogación y exige también el respeto al voto del pueblo que dijo No a la reelección del mandatario en un Referéndum el día 21 de febrero del 2016. El conflicto se inició con el paro médico que duró más de 40 días. Con este motivo ha habido oportunidad de manifestar la situación preocupante de la salud en Bolivia. Los datos que ofrecemos, son oficiales de Bolivia, de la OMS, FDH de las Naciones Unidas.

La salud en Bolivia ocupa el último lugar de la región, se ubica en la cola.

Según el Banco Mundial, en Bolivia en el 2013, el presupuesto de salud por persona era de 84 dólares. En el año 2015 subió a 92 dólares, pero sigue siendo el menor de la región, seguido de Ecuador y Paraguay.

En Uruguay, Argentina, Chile y Costa Rica, supera los 1.000 dólares anuales per cápita. El promedio en Sudamérica es de 750 dólares al año por persona.

Los países desarrollados destinan a salud entre 3.000 y 4.000 dólares por persona al año.

Según el Banco Mundial, 10 países de África, gastan más en salud que Bolivia.

Número de camas, según el Ministerio de Salud y el Instituto Nacional de Estadística, el Sistema de Salud de Bolivia, alcanza a 12.000 camas para una población de 12 millones de habitantes, lo que determina una relación de 1,1 camas por habitante.

Bolivia ocupa el penúltimo lugar en América del Sur. Perú y Ecuador tiene 1, 5 camas, Paraguay tiene 1,3, Brasil, que es el mejor parado, tiene 2,4 por cada 1.000 habitantes. Chile 2,1 por cada 1.000 habitantes. En El Alto la situación es peor, con 0,3 camas por cada 1.000 habitantes.

Personal de Salud. La OMS recomienda 25 profesionales de salud: Médicos, enfermeras, salubristas por cada 10.000 habitantes.

Bolivia solo tiene 14,1, el peor de Sudamérica. A la cabeza va Cuba con 134,6. Le siguen Uruguay con 63, Argentina con 37, Chile con 36, Paraguay con 34,4, Brasil con 31,4, Colombia con 26,1, Perú con 26,1.

Todos ellos superan la franja recomendada por la OMS de 25 profesionales para 10.000 habitantes.

Número de médicos. En Bolivia la situación es la más grave. Bolivia tiene 4,7 médicos generales y especializados para cada 10.000 habitantes, según el Índice de Desarrollo Humano, de las Naciones Unidas. Es el peor índice de Sudamérica y el segundo peor de América Latina. Cuba con 67, Argentina con 38,6, Uruguay con 37,4. El promedio latinoamericano es 39,6, cuatro veces más que el de Bolivia. Bolivia con 4,7 médicos por 10.000 habitantes está en la misma situación de ciertos países africanos.

Subalimentación. Tiene mucho que ver con la salud. En Bolivia, según la FAO, alcanza el 21,3 % de la población general. Uno de cada 5 personas no tienen lo suficiente para comer. Una de las cifras más elevadas de la región. En números dice la FAO implica 2.200.000 de personas que sufren subalimentación en Bolivia.

La mortandad infantil de menores de 5 años es de 43,1 por cada 1.000 nacidos vivos. El porcentaje más alto de América Latina y el Caribe, con excepción de Haití. La comparamos con los otros países, en Honduras 20 cada 1000 nacidos vivos, Guatemala 29, Nicaragua 22, El Salvador 16, en Costa Rica, Chile, Uruguay, Argentina, el índice es 10, o menos, cada 1.000 nacidos vivos. En Europa o Canadá es de 5 o menos.

Esperanza de vida. En Bolivia es solo de 66,7 años. La más baja de la región, después de Haití.

Las cifras lo dicen y expresan todo y justifican el paro prolongado de los médicos.

Nicolás Castellanos Franco, OSA
Presidente de la Fundación Horizontes Nuevos