Omella expulsa al provincial en Galicia de la Pía Unión Hermanos Misioneros

La fiscalía había presentado un escrito de acusación en el Juzgado de Instrucción 1 de Vigo contra el director de la Casa de Vigo y provincial de Galicia, a quien acusaba de un delito de estafa agravada…

Colaborador

La fiscalía había presentado un escrito de acusación en el Juzgado de Instrucción 1 de Vigo contra el director de la Casa de Vigo y provincial de Galicia, a quien acusaba de un delito de estafa agravada y pedía una pena de prisión de dos años y seis meses, y una multa económica

El arzobispo de Barcelona, Juan José Omella, ha expulsado hoy al provincial en Galicia de la Pía Unión de los Hermanos Misioneros de los Enfermos Pobres, una asociación religiosa laica que depende de la archidiócesis barcelonesa y que está siendo investigada por presuntos delitos económicos.

El obispo de Tui-Vigo y el comisario de la Pía Unión nombrado por Omella han comunicado la decisión después de que el Juzgado de Instrucción 1 de Vigo formulara escrito de acusación por parte de la Fiscalía contra el antiguo provincial de la asociación en Galicia en el marco de la investigación iniciada contra el apoderado de esta asociación religiosa, que permanece detenido en dependencias de los Mossos d’Esquadra a la espera de pasar a disposición judicial.

El apoderado de esta asociación fue detenido el pasado día 13 acusado de un presunto delito económico, que podría ascender a más de un millón de euros, que habría sustraído de la entidad y, quizá también de alguno de los ancianos ingresados, aunque este extremo se está investigando.

Según han informado a Efe fuentes del Arzobispado de Barcelona, la investigación por presunto delito económico del que ha sido víctima la Pía Unión de los Hermanos Misioneros de los Enfermos Pobres avanza tanto en Barcelona como en Vigo, donde la asociación de fieles tiene un centro de atención social.

La mañana del pasado día 11, la fiscalía presentó un escrito de acusación en el Juzgado de Instrucción 1 de Vigo contra el director de la Casa de Vigo y provincial de Galicia, a quien acusaba de un delito de estafa agravada y pedía una pena de prisión de dos años y seis meses, y una multa económica.

El mismo día 11, la Pía Unión, mediante el comisario nombrado por el Arzobispado de Barcelona para investigar el caso, compareció como acusación particular, y el juzgado aceptó su personación como coadyuvante del Ministerio Fiscal.

Ayer mismo, el comisario episcopal de Barcelona se trasladó personalmente a Vigo y puso los hechos en conocimiento del Obispo de Tui-Vigo, y tanto la Diócesis de Vigo como el Arzobispado de Barcelona comparecieron luego ante el Juzgado de Instrucción como acusación particular.

El Arzobispado de Barcelona dictó anoche una resolución por la que se expulsa de la Pía Unión al antiguo director de la casa y provincial de Galicia, resolución que le ha sido notificada esta mañana al interesado.

EFE