Las medidas de conciliación también son cosa de hombres

Colaborador
Foto: AP Photo/Mahesh Kumar

La igualdad de oportunidades para las mujeres depende también de la incorporación de los hombres a las tareas asociadas al cuidado de los hijos y el hogar. Esa es la línea de trabajo a seguir, según Fundación Más Familia. Por ello, y con motivo del Día Internacional de la Mujer Trabajadora que se celebra hoy, Roberto Martínez, director de esta entidad, recuerda la importancia de que las empresas impulsen medidas que favorezcan la conciliación no solo de las mujeres, «sino también de sus parejas, de forma que la maternidad no suponga un perjuicio para el desarrollo profesional de la madre».

«Las parejas no están solo para colaborar», corrobora José Luis Casero, presidente de Arhoe-Comisión Nacional para la Racionalización de los horarios Españoles, «sino para ser corresponsables de las tareas domésticas cotidianas y no descargarlas en la mujer. Ellas siempre han conciliado, los que tienen que hacerlo y asumir sus responsabilidades, de una vez por todas, son los hombres».

La conciliación, concluye Casero, «no tiene que partir de la igualdad, sino de la desigualdad. Porque todos somos diferentes en nuestras experiencias, motivaciones, conocimientos, habilidades y necesidades. Por este motivo debe ser, además, a la carta. Solo a través de la individualización y la capacidad de adaptación a los diferentes momentos vitales o circunstancias de las personas se obtendrán los mejores resultados para la organización».

ABC