El Papa en Hungría: «El antisemitismo aún serpentea en Europa» - Alfa y Omega

El Papa en Hungría: «El antisemitismo aún serpentea en Europa»

El Pontífice se reúne con Viktor Orban y con representantes de las comunidades cristianas y judías

Yago González
El Papa Francisco saluda al primer ministro de Hungría, Viktor Orban, en el Museo de Bellas Artes de Budapest. Foto: CNS Photo / Paul Haring

El Papa Francisco ha advertido este domingo en Budapest de que «la amenaza del antisemitismo todavía serpentea en Europea y en otras partes del mundo». Así lo ha subrayado el Pontífice ante representantes de Consejo Ecuménico de las Iglesias de Hungría y de las comunidades judías del país, dentro de su visita con motivo del 52º Congreso Eucarístico Internacional que se ha celebrado esta semana en la ciudad.

El Papa ha aterrizado a primera hora de este domingo en la capital húngara, donde ha mantenido un breve encuentro con el primer ministro, Viktor Orban, con los obispos católicos y con líderes de las principales confesiones del país. Después, en la Plaza de los Héroes, ha oficiado la Santa Misa para clausurar el Congreso. En la homilía, Francisco ha animado a todos los fieles a responder a la pregunta de Jesucristo en el evangelio del día: «’¿Quién decís vosotros que soy yo?’». «Es una pregunta que, dirigida a cada uno de nosotros, no pide sólo una respuesta correcta, de catecismo, sino una respuesta personal, de vida», exhortó el Papa.

Francisco saluda a los fieles de camino a la misa de clausura del 52º Congreso Eucarístico, en Budapest. Foto: CNS Photo / Paul Haring

«Cada vez que se ha tenido la tentación de absorber al otro no se ha construido, sino que se ha destruido; lo mismo cuando se ha querido marginarlo en un gueto, en vez de integrarlo. ¡Cuántas veces ha ocurrido esto en la historia! Debemos estar atentos y debemos rezar para que no se repita. Judíos y cristianos quieren ver en el otro a un hermano, no a un extraño», ha destacado Francisco en su intervención ante representantes de ambas comunidades. En concreto, ha alabado «el esfuerzo del pueblo judío para derribar los muros de separación del pasado».

El Papa con un representante de la comunidad judía de Hungría, en el Museo de Bellas Artes de Budapest. Foto: CNS Photo / Paul Haring

El Pontífice ha utilizado como metáfora el Puente de las Cadenas de Budapest, «que une las dos partes de la ciudad; así tienen que ser los vínculos entre nosotros». «Debemos promover juntos una educación para la fraternidad», ha instado, ya que «en un mundo desgarrado por los conflictos, la unión y el trabajo conjunto es el mejor testimonio». «Dios siempre tiene planes de paz, nunca de aflicción. El Dios de la alianza nos pide que no cedamos a la lógica del aislamiento y de los intereses creados», ha destacado.

El Papa oficiando la Santa Misa para clausurar el Congreso Eurcarístico. Foto: CNS Photo / Paul Haring

Por la tarde, el Papa ha aterrizado en Bratislava (Eslovaquia), donde ha mantenido, por un lado, un encuentro ecuménico en la Nunciatura apostólica y, por otro, una reunión privada con miembros de la Compañía de Jesús.

RELACIONADO