«De lo que habéis comido, dad. Dad a Dios»

Rodrigo Pinedo
El Santísimo, a su paso por la calle Santiago. Foto: José Luis Boñano

«Que la Eucaristía sea siempre el lugar donde encontramos Vida y la forma también de dar Vida a todos los hombres», afirmó el cardenal Osoro durante su homilía en la celebración del Corpus Christi, este domingo.

El arzobispo de Madrid recordó que «la Nueva Jerusalén tiene que glorificar al Señor, porque Él nos trae la Paz, Él nos sacia», y que precisamente en este día «honramos la presencia real de Jesucristo en el misterio de la Eucaristía».

«Recordemos siempre y no olvidemos nunca al Señor» –pidió el cardenal–, porque Él nunca se olvida de los hombres como sucedió, por ejemplo, cuando el pueblo de Israel «pasaba aflicción» y Dios le entregó el maná. «No olvidemos nunca al Señor, Él nos alimenta como alimentó al pueblo de Israel y nos alimenta también a nosotros con su propia vida en el camino. Si nos alimentamos de Dios es posible ver, en los demás, hermanos; es posible entender el mandato de Jesús cuando nos dice que nos amemos los unos a los otros», aseguró.

Foto: José Luis Boñano

En «un momento de la historia difícil» en el que «los enfrentamientos son reales», es necesario que «vivamos en comunión con Cristo y con los hermanos» –explicó el arzobispo de Madrid–. «No es extraño que en este día se celebre el Día de Cáritas», porque esta celebración supone «mirar las necesidades de los demás, de los más pobres. De lo que habéis comido, dad. Nos deis otra cosa. Dad a Dios. El Señor es fraternidad, es paz, es reconciliación, es compromiso con el otro…».

En medio de nosotros

Después de la Eucaristía, que fue concelebrada por el obispo auxiliar, monseñor Juan Antonio Martínez Camino; el obispo emérito de Ciudad Real, monseñor Antonio Algora; el nuncio de Su Santidad en España, monseñor Renzo Fratini; así como por varios vicarios episcopales y numerosos presbíteros, el Santísimo permaneció expuesto para su adoración en la catedral, a lo que siguió la tradicional procesión por las calles de Madrid, bajo el lema Jesucristo está en medio de nosotros. A pesar del calor, miles de madrileños salieron a la calle a acompañar al Señor (todas las fotos, en archimadrid.es).

En el marco del Día de Caridad, tomó posesión como nuevo director de Cáritas Madrid Luis Hernández Vozmediano, en sustitución de Julio Beamonte, a quien el cardenal Osoro agradeció su labor en estos años, y cuyos méritos han sido reconocidos con su nombramiento como caballero de la Orden de San Gregorio Magno. Además, el vicario de Acción Caritativa, Javier Cuevas, agradeció la «entrega y generosidad» del hasta ahora delegado episcopal de Cáritas Diocesana, Pablo González Díaz, quien finaliza sus tareas en esta responsabilidad.

Infomadrid / R. P.