Los emisarios papales a Chile dispuestos a escuchar otros casos de abusos sexuales - Alfa y Omega

Los emisarios papales a Chile dispuestos a escuchar otros casos de abusos sexuales

Monseñor Scicluna y Jordi Bertomeu fueron enviados a Chile por el Papa para conocer los testimonios que acusan al obispo de Osorno de encubrir abusos sexuales

Redacción
Emisarios papales en Chile, monseñor Scicluna y Jordi Bertomeu en la Nunciatura Apostólica de Chile tras escuchar algunos testimonios de víctimas de abusos, el 20 de febrero. Foto: EFE/Esteban Garay

Monseñor Scicluna y Jordi Bertomeu fueron enviados a Chile por el Papa para conocer los testimonios que acusan al obispo de Osorno de encubrir abusos sexuales. Tras una carta entregada por un grupo de exalumnos de los maristas, los emisarios se han mostrado dispuestos a escuchar otros casos de abusos sexuales que involucran a miembros de la iglesia católica chilena

El arzobispo de Malta, Charles Scicluna, enviado por el Papa Francisco a Chile para conocer testimonios que acusan al obispo de Osorno, monseñor Barros, de encubrir abusos sexuales, podría retomar su labor tras recuperarse de la cirugía a la que fue sometido el miércoles.

«Es una posibilidad», dijo a los periodistas Jaime Coiro, portavoz de la Conferencia Episcopal de Chile, quien destacó que, pese a los problemas de salud de Scicluna, su tarea no se ha visto interrumpida.

Por otro lado, Coiro explicó que el emisario papal está dispuesto a conocer también testimonios de otros casos de abusos sexuales que involucran a miembros de la iglesia católica chilena. De hecho, este jueves un grupo de exalumnos de dos colegios de los Hermanos Maristas entregaron este jueves en la Nunciatura Apostólica de Chile una carta en la que se habla de los abusos sufridos.

Hace algunas semanas se conocieron denuncias sobre abusos y vejaciones sexuales presuntamente cometidos durante décadas con alumnos de los colegios maristas Alonso de Ercilla y Champagnat.

Jaime Coiro, portavoz de la Conferencia Episcopal de Chile. Foto: Conferencia Episcopal de Chile

La carta «podría perfectamente ser considerada por quienes están a cargo del proceso», dijo Coiro, quien no descartó que Scicluna extienda su estancia en Chile más allá del plazo fijado por el papa para su misión.

Scicluna fue sometido a una cirugía de vesícula y permanece hospitalizado en una clínica de Santiago. Mientras tanto, el sacerdote español Jordi Bertomeu ha continuado escuchando testimonios sobre la conducta del obispo de Osorno, Juan Barros.

El prelado ha sido acusado por varias víctimas de encubrir los abusos sexuales cometidos hace años por Fernando Karadima, un influyente sacerdote que gobernó por varias décadas una parroquia santiaguina.

La Justicia canónica castigó a Karadima con la suspensión perpetua de su ministerio sacerdotal y a llevar una vida de reclusión y oración, mientras la Justicia chilena también lo encontró culpable pero no lo condenó, por estar prescritos sus delitos. Coiro indicó que las tareas de Scicluna seguirán a cargo de Bertomeu «hasta que monseñor pueda recuperarse».

EFE/Alfa y Omega