«La religión es vínculo de paz, no de odio»

Laura Ucelay

Los saris blancos y azules de las misioneras de la Caridad llenaban de luz la catedral de la Almudena. Acompañadas por cientos de fieles y representantes del cuerpo diplomático y de la sociedad civil, las hermanas asistieron este martes por la tarde a la Misa funeral por las personas asesinadas por su fe en los atentados de ambos países asiáticos, y por todos los cristianos perseguidos.

Monseñor Osoro presidió la Eucaristía en la que aseguró que «las religiones jamás deben convertirse en vínculo de odio, sino de paz». El arzobispo de Madrid recordó que «la violencia no crea la paz, sino que suscita una espiral de destrucciones en la que todos los hombres son perdedores».

«Respetando las diferencias de las religiones, todos estamos llamados a trabajar por la paz. Este espíritu se opone a la violencia y al uso de la religión como pretexto para la violencia. Las religiones deben ofrecer los recursos para construir una humanidad pacífica porque hablan de la paz al corazón del hombre», aseveró.

«Solo el amor de Dios puede construir al hermano de una forma diferente. Puede darle un corazón distinto», por eso, añadió, «la irracionalidad hay que vencerla con el amor». La venganza «no es la solución», porque genera más violencia. «Jesucristo nos ha encargado vencer siempre con el Amor. Él venció con un Amor capaz de llegar hasta la muerte».

Finalmente, el arzobispo de Madrid pidió «por nuestros hermanos que fallecieron en Pakistán celebrando la Pascua, por nuestras hermanas de Yemen y por esos 10.000 cristianos que fallecen cada año por la violencia y a causa de la fe en Jesucristo».

Puede verse una galería completa de la celebración en este enlace.

Infomadrid/Laura Ucelay