En los campos nazis, Olivelli compartía su comida con los más débiles - Alfa y Omega

En los campos nazis, Olivelli compartía su comida con los más débiles

Teresio Olivelli, laico, fue asesinado por odio a la fe en 1945 mientras protegía con su cuerpo a un prisionero Ucraniano que estaba siendo brutalmente apalizado por los nazis. El de Olivelli es uno de los decretos aprobados por el Papa este viernes

José Calderero de Aldecoa
Tereso Olivelli en agosto de 1937. Foto: teresioolivelli.it

El Papa Francisco recibió en audiencia este viernes 16 de junio al cardenal Angelo Amato, prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos.

Durante el encuentro, el Santo Padre autorizó a la congregación a promulgar el decreto de martirio del siervo de Dios Teresio Olivelli.

El heroísmo de la caridad

Olivelli, laico de la Acción Católica de Milán, fue detenido el 27 de abril de 1944 por defender, entre otras cosas, el levantamiento moral contra el odio y la violencia imperante difundida por los nazis.

Tras su detención, es conducido a un campo de concentración en Italia. Posteriormente es trasladado a otro en Alemania.

En ellos, Teresio lleva su caridad cristiana al heroísmo: sale en defensa de compañeros maltratados o renuncia a la ración de alimentos en favor de los débiles o los enfermos.

Olivelli murió al ser golpeado brutalmente por los guardias, mientras trataba de proteger con su cuerpo a un joven prisionero de Ucrania que estaba siendo golpeado.

Otros decretos

El Pontífice también autorizó a la Congregación para las Causas de los Santos a promulgar los siguientes decretos:

– las virtudes heroicas del Siervo de Dios António José De Sousa Barroso, obispo de Oporto; nacido el 5 de noviembre de 1854 y fallecido el 31 de agosto de 1918.

– las virtudes heroicas del Siervo de Dios José de Jesus López y González Criado, obispo de Aguas Calientes y fundador de la Congregación de las Hermanas Católicas Maestras del Sagrado Corazón de Jesús; nacido el 16 de octubre de 1872 y fallecido el 11 de noviembre de 1950.

– las virtudes heroicas del Siervo de Dios Agostino Ernesto Castrillo, obispo de San Marco Argentano-Bisignano, de la Orden de los Frailes Menores; nacido el 18 de febrero de 1904 y fallecido el 16 de octubre de 1955.

– las virtudes heroicas del Siervo de Dios Giacomo da Balduina (en el siglo Beniamino Filon), sacerdote profeso de la Orden de los Frailes Menores Capuchinos; nacido el 2 de agosto de 1900 y fallecido el 21 de julio de 1948.

– las virtudes heroicas de la Sierva de Dios Maria degli Angeli (en el siglo, Giuseppa Operti), monja profesa de la Orden de los Carmelitas Descalzos y fundadora de las Carmelitas de Santa Teresa de Turín; nacida el 16 de noviembre de 1871 y fallecida el 7 de octubre de 1949.

– las virtudes heroicas de la Sierva de Dios Humilde Patlán Sánchez (en el siglo María), religiosa profesa de las Hermanas Franciscanas de la Inmaculada Concepción; nacida el 17 de marzo de 1895 y fallecida el 17 de junio de 1970.

Agencias / J. C. de A.