«El amor no es lo que vemos en las películas. El amor es hacerse cargo de los demás» - Alfa y Omega

«El amor no es lo que vemos en las películas. El amor es hacerse cargo de los demás»

El Papa volvió a visitar una parroquia de su diócesis. Allí Francisco inauguró la Casa de la Alegría para discapacitados, pudo dialogar con los fieles, impartió el sacramento de la Reconciliación y celebró la Santa Misa. El momento más emotivo se vivió cuando administró la confirmación a Maya, de doce años y que sufre una rara enfermedad mitocondrial, y a su madre

José Calderero de Aldecoa

El Papa visitó este domingo la parroquia del Santísimo Sacramento de Tor de Schiavi, en la periferia de Roma. Allí inauguró la Casa de la Alegría para discapacitados, pudo dialogar con los fieles, impartió el sacramento de la Reconciliación y celebró la Santa Misa.

Durante la celebración eucarística se vivió «un momento muy intenso y esperado por toda la comunidad parroquial», explican desde el Vaticano: La confirmación de Maya, de doce años y que sufre una rara enfermedad mitocondrial, y de su madre.

Francisco les administró el sacramento y se agachó para acariciar y besar en la mejilla a Maya. Su madre, Paola Desideri, no podía reprimir las lágrimas ante la emoción del momento. Es un paso importante en «el silencioso camino de fe de Maya y Paola», que ha sido «considerado como una respuesta valerosa a la sociedad del descarte que golpea a los más débiles», señalan en Vatican News.

Un amor con obras

En la homilía, el Pontífice reflexionó sobre el amor de Dios y dijo que «el amor no es lo que vemos en las películas, es otra cosa. El amor no es tocar violines, de modo romántico. No. El amor es hacerse cargo de los demás. El amor es trabajo. El amor es concreto, se ve en las obras y no en las palabras y cada uno debe pensar en cómo es su amor hacia los demás».

En este sentido, continuó el Santo Padre, para permanecer en el amor de Dios hay que «hacer lo que Jesús ha hecho por nosotros. Él ha dado su vida, se hizo siervo nuestro, ha venido a servirnos. Permanecer en su amor significa servir a los demás, estar al servicio de los demás por amor».

Bendición final

Al final de la Misa, el Papa Francisco salió al atrio de la iglesia e impartió la bendición a cuantos no lograron ingresar dentro del templo. Allí pidió a los fieles que rezaran por él y les invitó a «permanecer en el amor de Dios».

Canonización de Óscar Romero y Pablo VI

El Papa estuvo acompañado en la visita por el cardenal Tagle, presidente de Cáritas Internationalis, y por el obispo auxiliar de El Salvador, el cardenal Rosa Chávez, que tomó posesión del templo que le fue encomendado en su nombramiento como cardenal.

Al saludar a Francisco, el auxiliar de El Salvador recibió una invitación personal del Pontífice para participar en el Consistorio Ordinario Público del 19 de mayo en el que se comunicará oficialmente la fecha de canonización del beato Óscar Romero y de Pablo VI.

Precisamente, la Oficina de Canonización de monseñor Romero acaba de publicar recientemente unas fotos tomadas en 1978 en las que se ve al entonces arzobispo de El Salvador con el Papa Pablo VI en Roma. A pesar de que todavía no está confirmado oficialmente, se espera que ambos beatos sean canonizados juntos en Roma probablemente en octubre de 2018.

El cardenal Chávez le regaló una estampa con reliquia de monseñor Romero al párroco de la iglesia del Santísimo Sacramento, Maurizio Mirilli.

Foto: Oficina de Canonización del Beato Óscar Romero