Andoni Martínez, el tenor que ha puesto su voz al servicio de los más vulnerables

Se dedica a la música y por la pandemia cancelaron todas sus actuaciones. Aún así, el tenor Andoni Martínez no se vino abajo y cantó a diario durante el confinamiento para sus vecinos. Ahora presenta un CD –Desde mi balcón a tu corazón– con una selección de todas las piezas que interpretó desde su balcón. Los beneficios irán destinados íntegramente a Cáritas Bizkaia

José Calderero de Aldecoa
Foto: Andoni Martínez Barañamo

Andoni Martínez Barañamo, tenor de profesión, se encontraba en el aeropuerto de Madrid dispuesto a coger un avión en dirección Kazajistán para candar un Don pasquale en Astaná, la capital. Entonces, llegó la pandemia de la COVID-19 y el mundo se cerró a cal y canto. «Madrid todavía tardó en cerrar algunos días más, pero Kazajistán canceló en ese momento los vuelos con España, debido a la alta incidencia del coronavirus», recuerda el cantante en conversación con Alfa y Omega.

Sin posibilidad de viajar, Martínez se volvió a su Bilbao natal «y a partir de ahí me fueron cancelando todos los compromisos profesionales que tenía», afirma. «Así que el confinamiento lo comencé con bastante desasosiego», confiesa.

Animar los aplauso

Posteriormente, se empezó a organizar lo de los aplausos a las 20:00 horas por el personal sanitario. «Pero yo veía que aquí, en Algorta, en la zona en la que vivo, la respuesta fue más bien tímida. No salía todo el mundo…» Andoni se decidió a cambiar esa situación y, «en un impulso, tomé la iniciativa de cantar para animar un poco a los vecinos. Así la gente se alegra un poco al escucharme y salen a aplaudir», pensó.

El tenor puso entonces una base musical que tenía por casa, en concreto la del O sole mío, enchufó su amplificador, e hizo sonar su maravillosa voz por la plaza de San Nicolás de Algorta. 

«La respuesta fue estupenda. Los vecinos estaban encantados. Hubo muchos más aplausos. Se creó una relación mucho más cercana con los vecinos, con los que hasta ese momento solo había cruzado un “hola”». Al ver la respuesta, el tenor se vino arriba y se comprometió a cantar todos los días. El resto de la historia la sabemos todos: las dos semanas de confinamiento se convirtieron en dos meses, y Andoni Martínez Barañamo interpretó 56 piezas musicales desde su balcón.

Aprovechar el tirón

Inevitablemente, el improvisado concierto logró romper el confinamiento gracias a las redes sociales y la historia empezó a tener notoriedad y llegó a viralizarse. Sus actuaciones se pudieron ver incluso en los telediarios nacionales. «Entonces, dándole vueltas a la cabeza, me dije: “vamos a aprovechar este buen rollo, este movimiento que se ha creado». Pero cuando Andoni habla de aprovechar este movimiento, no se refiere a sacar beneficio propio, sino que está pensando en los demás, en concreto en los más vulnerables. 

Así, una vez superado el confinamiento, el tenor realizó una gira en directo en distintas residencias. «La idea era dar un respiro a todos aquellas personas mayores con quienes se había cebado el coronavirus», explica. Y ahora ha presentado un disco solidario a favor de Cáritas Bizkaia, al que también se ha simado de forma altruista el pianista y y musicólogo de Getxo Mario Lerena.

Aprecio por Cáritas

El disco Desde mi balcón a tu corazón contiene 12 canciones, seleccionadas de todas aquellas piezas que Martínez interpretó ante sus vecinos, y el dinero recaudado estará destinado íntegramente a ayudar a las mujeres en riesgo de exclusión social a través de Cáritas Bizkaia.

«Caritas es una institución a la que aprecio mucho. Me gusta todo lo que hacen. Desarrollan una labor super necesaria. Cómo dan cobertura a muchísima gente que realmente lo necesita y que no tendrían esa cobertura si no llega a ser por Cáritas», asegura el terno. «Además, como creyente y practicante, valoro su trabajo doblemente».