El Vaticano desmiente haber autorizado ordenaciones episcopales en China - Alfa y Omega

El Vaticano desmiente haber autorizado ordenaciones episcopales en China

Redacción

El portavoz oficial del Vaticano, Greg Burke, ha precisado que la Santa Sede no ha autorizado ninguna ordenación episcopal en China y que tampoco ha sido informada oficialmente de tales acontecimientos.

Burke ha respondido así a las noticias que se han sucedido en las últimas semanas acerca de algunas ordenaciones episcopales conferidas sin mandato pontificio a sacerdotes de la comunidad no oficial de la Iglesia católica en China Continental.

El portavoz ha advertido de que si estas ordenaciones episcopales fueran ciertas «constituirían una grave violación de las normas canónicas», si bien ha recalcado que la Santa Sede «confía en que tales noticias sean infundadas». «En caso contrario, deberá esperar informaciones seguras y documentación contrastada antes de evaluar adecuadamente estos casos», ha comentado.

El jefe de Prensa de la Santa Sede ha reiterado que «no es lícito llevar a cabo ordenación episcopal alguna sin el necesario Mandato Pontificio, ni siquiera apoyándose en particulares convencimientos personales».

Buenas relaciones, según China

Sin embargo, desde China aseguran que los «canales de comunicación (con el Vaticano) en este sentido son efectivos», y que a Pekín le gustaría trabajar con la Santa Sede para «impulsar los lazos bilaterales y alcanzar nuevos logros».

«Estamos sinceramente dispuestos a mejorar nuestras relaciones y hacemos esfuerzos incansables para ello», dijo hoy un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de China, Lu Kang, en una rueda de prensa en Pekín.

Lu respondía así al ser preguntado por las informaciones que apuntan a que Pekín y la Santa Sede habrían avanzado o no en sus negociaciones para llegar a un acuerdo sobre la ordenación de obispos, uno de los grandes escollos de sus relaciones.

Las relaciones entre China y el Vaticano han visto un cierto acercamiento desde el pontificado de Francisco, que no oculta su deseo de viajar a la segunda economía mundial, país nunca visitado por Papas.

Desde 1951 sin relaciones diplomáticas

El Vaticano y China no mantienen relaciones diplomáticas desde 1951, después de que Pío XII excomulgara a dos obispos designados por el Gobierno chino, que a su vez expulsó al nuncio apostólico (diplomático), estableciendo su delegación en la isla de Taiwán.

En China existen entre ocho y doce millones de católicos divididos entre los pertenecientes a la Iglesia oficial «Patriótica», controlada por el Gobierno comunista, y la clandestina, en comunión con Roma y perseguida por Pekín.

Alfa y Omega/Agencias