Raíz y razón de amor - Alfa y Omega

Raíz y razón de amor

Título: Teología del amor; Autor: Gianfranco Ravasi; Editorial: Ediciones Dehonianas España

José Francisco Serrano Oceja

Título: Teología del amor
Autor: Gianfranco Ravasi
Editorial: Ediciones Dehonianas España

Lo dice el cardenal Gianfranco Ravasi. No lo digo yo. Si el amor es la definición de Dios, si Dios es amor, y si, como tal, el amor es la eternidad, nosotros tendríamos que guardar una cierta sobriedad al hablar del amor. Y añade: «Por este motivo se blasfema continuamente contra el amor, no solo con todas las burradas, equívocos y vulgaridades que han terminado por humillar y destruir el término, sino también con una excesiva verborrea religiosa, usándolo a veces como si fuera un modo fácil de concluir cualquier predicación».

De ahí que el cardenal Ravasi, en este precioso y cuidado libro, proponga una ascesis, una pureza, una castidad del lenguaje, del discurso, sobre el amor. Un libro que sorprende incluso hasta cuando, de forma acertada, analiza de manera muy crítica, avanzado el libro, el pensamiento del politólogo Carl Schmitt. Como diría Emily Dickinson hablando del amor, «que el amor es todo, es todo lo que sabemos del amor». Cuántas predicaciones sobre el amor, apunta el cardenal Ravasi, «terminan siendo, al final, una repetición de trivialidades sobre un tema que ya no se sigue con pasión».

Porque lo que hace el prefecto del Pontificio Consejo para la Cultura, biblista de formación, es ofrecernos un sintético, pero completo, recorrido de la teología del amor a la antropología del amor. Un recorrido de profunda perspectiva y raíz bíblica, y de una no menor erudición con la que va desgranando referencias y citas a quienes han pensado y escrito sobre el amor. Comienza el libro con la propuesta de reflexión sobre el amor de Dios y el amor a Dios, las claves de la teología del amor y la expresión del amor en la creación del hombre y la mujer. Continúa por los caminos del amor al prójimo, alertando sobre los peligros del amor, el temor, y haciendo un especial hincapié en el eros, una reflexión socialmente necesaria. Después se adentra en los vericuetos del amor al prójimo desde la perspectiva de la amistad, la misericordia y la justicia, para concluir con una reflexión amplia sobre la solidaridad y un apartado síntesis sobre el significado actual del amor a Dios y al prójimo. El amor, del que decían los clásicos, es forma virtutum, el alma de la virtud, la estructura fundamental, el núcleo, la respiración de todas las virtudes.

Hay que destacar en el libro páginas bellísimas como las dedicadas al amor en san Pablo o al beso, como modo de representar la encarnación de Cristo, su entrada en la naturaleza humana. San Ambrosio, comentando el salmo 118, escribió que «el beso es aquello con lo que los enamorados se unen el uno al otro y se adueñan de la suavidad de la gracia interior. El alma se une al Verbo divino gracias a este beso mediante el cual se transforma en ella el espíritu del que la besa, así como los que se besan no se conforman con rozar los labios, sino que parecen infundir la respiración del uno en el otro».

José Francisco Serrano