El cardenal Osoro se dirige a los sacerdotes y a las familias por la Pascua - Alfa y Omega

El cardenal Osoro se dirige a los sacerdotes y a las familias por la Pascua

El arzobispo de Madrid ha publicado dos vídeos dirigidos a estos colectivos. A los primeros agradece el testimonio que están ofreciendo estos días y a las segundas hace una invitación a buscar la manera de ayudar a los que lo pasan mal

Fran Otero

El cardenal arzobispo de Madrid, Carlos Osoro, ha publicado en las últimas horas dos vídeos dirigidos a los sacerdotes y a las familias con motivo de la Pascua. En ellos hace una invitación a llevar la Resurrección a todos las personas que tengan cerca.

A las familias las ha invitado fundamentalmente a «la solidaridad de la Resurrección» con los que lo están pasando mal por la pandemia, porque «la Resurrección da vida y soluciones, y nos ayuda a ocuparnos los unos de los otros».

El purpurado ha propuesto que padres e hijos se reúnan en torno a un dibujo de la Virgen María y el pasaje del Evangelio de las bodas de Caná para preguntarse: «¿Qué puedo hacer por quienes lo pasan mal?». «Todos podemos dar una respuesta. Hagamos una obra en la que nosotros entreguemos lo mejor, como Jesús entregó lo necesario para poder seguir haciendo la fiesta en Caná. Para eso hay que tener ese corazón de madre como María, que se dio cuenta de la situación», ha añadido.

En este sentido, ha propuesto que las familias que puedan limiten sus gastos y entreguen ese dinero a la parroquia: «Tenemos que vivir la solidaridad de la resurrección. […] Hagamos una revolución de las familias, hagamos que en todos los lugares haya posibilidades de vivir. […] Os pongo trabajo, pero es un trabajo importante. La familia es una gran empresa que puede cambiar este mundo».

Agradecimiento a los sacerdotes

En el vídeo dirigido a los sacerdotes, el cardenal Osoro les ha agradecido el testimonio de entrega que están dando día a día en medio de la situación generada por el COVID-19: «Habéis tenido tiempo para todos y para todo». También se ha acordado de aquellos que han perdido padres, madres o familires cercanos: «Vuestro testimonio ha sido el de hombres que han resucitado con Cristo que han mirado al Señor y que saben que nada esta perdido en este mundo, que la muerte no vence. Que la Vida, que es el mismo Jesucristo, vence.

Además de este agradecimiento, Osoro ha dirigido una reflexión a todo el presbiterio madrileño en línea con el Evangelio que se proclama este domingo, cuando Jesús se aparece a los discípulos, que están encerrados. Una texto, ha dicho, que demuestra que cuando Jesús se pone en medio «se abren las puertas, se quitan los miedos y nos da capacidad de entrega, nos entrega la paz y nos da la alegría».

En este sentido, ha añadido, los sacerdotes tienen que emular a Jesús para abrir puertas, quitar miedos y entregar paz y alegría: «Estemos abiertos a los hombres. […] En el centro tiene que estar Él, sino no podremos hacer nada», ha propuesto.