Don Carlos, trabajando entre una montaña de libros y apuntes, en su despacho del Seminario de Monte Corbán, a mediados de los años 90

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies